El Feng Shui es una herramienta que facilita vivir en armonía sin dejar tu cultura y creencias. Pero se han extendido una serie de creencias relacionadas con el Feng Shui que no son del todo ciertas o pueden crear confusiones.

En este artículo quiero compartir contigo las más recurrentes para ayudarte a entender qué hay de verdad y qué de mentira en cada una de ellas. Así te será más sencillo comprender los beneficios de aplicar Feng Shui a tu hogar y tu negocio para crear armonía y propiciar la prosperidad y el éxito de forma efectiva.

     El rincón de la riqueza está situado en el ángulo superior de todas las casas. Esta creencia ha sido  ampliamente difundida, pero la realidad según el Feng Shui cada casa es única y si acaso tiene un área próspera (hay algunas que esa zona es ausente y no las tiene) hay que determinarlo en base a un estudio detallado tomando en cuenta la orientación geográfica de su parte frontal, su fecha de construcción y puerta de entrada.

    Los móviles de viento activan la riqueza y bloquean las energías negativas. Los móviles de viento producen un sonido especial que se utiliza en Feng Shui para contrarrestar ciertas energías desfavorables pero hay que saber dónde colocarlos dentro de la casa o negocio ya que en un lugar inadecuado puede incrementar aún más esas energías que precisamente queremos neutralizar.

    Las fuentes de agua atraen prosperidad. Existe la creencia, mal entendida, de que el agua atrae la riqueza y los peces absorben las malas energías. Pero el poner agua en movimiento al azar en la puerta de entrada de negocios o de tu casa puede causar más problemas que beneficios.

Sin realizar un estudio avanzado Feng Shui es muy difícil saber si colocar una fuente de agua en un lugar específico puede beneficiar a una casa o al contrario. Si tienes una fuente de agua ya colocada y te ha resultado favorable, sin haber hecho Feng Shui significa que funcionó tu suerte personal y seguramente en ese sector de la casa existe una energía favorable que le favorece el elemento agua para activarse.

    Los espejos rebotan las malas energías. Personalmente no me gusta hablar de energías negativas, simplemente son desfavorables. Aclarado esto los espejos rebotan todas las energías, tanto las favorables como las desfavorables. Observa que refleja tu espejo y si deseas más de eso, o no.

    Si no crees en el Feng Shui, no funciona. Olvídate de quien te diga que si no crees en el Feng Shui no funciona. El Feng shui no es cuestión de fe. El Feng Shui es una disciplina que busca la armonía de un lugar. Un espacio te hace sentir cómodo o incómodo con independencia de que tu sepas como de equilibrada están sus energías.

Te aconsejo visitar la entrada dónde te hablaba de qué no es feng shui dónde te doy una serie de tips básicos para entender qué es exactamente Feng Shui: Leer Ahora.

Además, me encantaría saber si habías oído estas sugerencias en torno al Feng Shui y qué resultado obtuviste al aplicarlas. Puedes compartir tus experiencias conmigo en el área de comentarios o hablar conmigo de una forma privada aquí. Estoy aquí para ayudarte en todo lo que esté en mi mano.

Pin It on Pinterest